Vinos de Foresta

vins%2Bde%2Bforesta%2B20160321 130103
A veces sientes vergüenza de no ser tan eficaz como uno quisiera. Hacía más de dos años que Joan Olivella me había invitado a visitar la bodega, en L’Arboçar, en el Alt Penedès.
Nunca me ha gustado ir a visitar una bodega yo solo; me parecería egoísta que una bodega perdiera el día para atenderme a mí solo, y me sabe mal que se abran botellas sólo para una persona.
Es por eso que siempre que voy a una bodega trato de ir acompañado de otros sumilleres para sacar más rendimiento del tiempo de todos, tanto de los propietarios que nos dedican su tiempo, (y que lo han sacado de hacer otros trabajos), y para realizar una cata más enriquecedora de los vinos, con la visión de todos.
Finalmente, cuadramos fecha todos juntos, y visitamos el proyecto de vinos de Foresta.
Cuando hablamos de vinos de Foresta, hablamos de una bodega pequeña, que podría ser la definición precisa de lo que sería un microceller, concepto muy en boga, últimamente (hablaré más adelante.)
Foresta es un proyecto con el que quieren convencer. Y lo primero que tuvieron que convencer fue el padre de Lluís Carsí (el otro socio del proyecto), para que les dejara llevar un viejo viñedo de xarel·lo y reducir la producción de una forma sin ningún pies, a ojos de papá. Fue complicado, pero lo convencieron.
También tuvieron que convencer a propietarios de viejos viñedos para que les vendieran las uvas. Pero poco a poco, lo van consiguiendo, y se van incorporando la bodega aquellas pequeñas parcelas remotas que tanta ilusión les provocan.
Probamos xarel·lo de la viña de la coma , un bonito viñedo en forma de anfiteatro orientado al oeste, un vino de muy buena acidez, fresco y largo en boca.
El viñedo el cerezo es un viñedo de más de cuarenta años, orientado al sur, muy soleado, un vino con un perfil más ligero que el anterior.
El viñedo Sant Pau, con unas cepas de más de setenta años, orientación suroeste en terrenos de sablón y arenas. Este vino ha sido fermentado y criado en botas de 500 litros, dando lugar a un vino más untuoso, graso y de más peso en boca.
vins%2Bde%2Bforesta%2B20160321 130718
Probamos el sumoll 100%, de un viejo viñedo de Masquefa.
El nombre de sumoll, viene del dialectal sumollar (latín submolliare) , con el sentido de hacer marchitar o madurar, porque como el vino joven de uva sumoll tenía una aspereza considerable, ésta desaparecía con el envejecimiento, y por eso lo maduraban hasta en la pasificación.
Es, pues, una variedad que requiere mucha habilidad, tanto en el viñedo como en la bodega.
Pero aquí encontramos un vino muy fresco en nariz, delicado casi diría, floral, y con un toque rústico en boca, pero agradable. Buen trabajo.
Xarel·lo 14. Es un lagar de tres viñas con un toque de viognier, y un 40% del vino ha sido pasado por madera. Vino voluminoso, anisado (hinojo), cítricos, mantecoso, largo…
Marselan 100% 2013
De un viñedo que plantaron hace menos de 15 años, variedad de la que hay pocos ejemplos en Cataluña, y que en esta botella catada del 2013, creemos que necesita aún más reposo para domar aristas. Se intuye una volátil, pero ofrece una amplitud y longitud de interesante seguimiento futuro.
Visita interesante, de pequeño proyecto, con grandes resultados.
Él también son los impulsores del Microvi , un encuentro de pequeños productores de vino de todo el territorio, donde se puede tomar el pulso a las nuevas iniciativas del mundo del vino.
Muy buen trabajo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tens cap dubte?
Enviar WhatsApp
Ir al contenido